Los 11 inventos que fueron accidentales

radiografiaDicen que la necesidad es la madre de los inventos, a veces la suerte también tiene mucho que ver con eso.

Algunos objetos que utilizamos comúnmente no fueron creados por investigaciones científicas o por diseños premeditados sino que fueron producto de accidentes o pura casualidad. He aquí un vistazo a 11 de estas creaciones fortuitas que personas con sabiduría dieron seguimiento a descubrimientos accidentales y luego los dieron a conocer:

11. Papas fritas

En el siglo XIX, George Crum, era un reconocido chef del Hotel Moon’s Lake House, cerca de Saratoga Springs, Nueva York. En 1853, tuvo un comensal que se quejó porque sus papas estaban blandas y sin sabor y solicitó las cambiaran por otras.

Crum se ofendió y decidió jugarle una broma cortando las patatas muy finas y fritándolas hasta que estuvieron tan duras que el tenedor podía quebrarlas en pedazos. Para solucionar la falta de sabor, también puso aliños extras. Al comensal le encantó, y la broma dio lugar a una nueva invención. El hotel se hizo famoso por su especialidad en papas fritas.

10. Galletas de Chocolate

En la primera mitad del siglo XX, Ruth Graves Wakefield y su esposo Kenneth Wakefield eran los dueños del Toll House Inn en Massachusetts. Las Galletas de Ruth eran las favoritas entre sus invitados, así que un día de 1930 cuando ella se quedó sin el chocolate de panadería para sus galletas con mantequilla, no quiso decepcionarles y en vez de eso, improvisó. Agrego trozos de chocolate Andrew Nestlé semidulce, pensando que el chocolate se derretiría sobre las galletitas, en vez de eso, terminó haciendo galletas con trozos de chocolate.

Sus galletas de chocolate se hicieron famosas en toda Nueva Inglaterra, hizo un trato con Andrew Nestlé: su receta sería impresa en cada barra de chocolate semidulce, a cambio del suministro de por vida de las barras de chocolate semidulce Nestlé.

9. Rayos X

A finales del siglo XIX, el físico alemán Wilhelm Röntgen estuvo realizando experimentos para trazar la trayectoria de rayos eléctricos que pasaban desde un transformador a un tubo de vidrio parcialmente vacío. Tapó el tubo para que la luz no pudiera salir, pero descubrió que a pesar de esto, un objeto en la habitación era iluminado. Vio una imagen proyectada de su propia mano mostrando sus huesos.

8. Teflón

En 1938, el químico Roy Plunkett y su ayudante Jack Rebok estaban tratando de crear un mejor refrigerador usando gas tetrafluoroetileno, almacenaron una muestra del gas en un congelador durante la noche y a la mañana siguiente encontraron que se había convertido en un sólido blanco y ceroso. Plunkett descubrió que el material era resistente al calor y a los ácidos y también notó su característica antiadherente. Él lo patentó como teflón.

7. Plástico

Leo Baekeland estuvo tratando de encontrar un sustituto a la goma laca, una resina secretada por un insecto de Asia Meridional, usando fenol y formaldehído, creó la Baquelita en 1907, se dio cuenta que al calentar el material se convertía en una sustancia pegajosa que podía ser moldeada. Fue el primer plástico, y su uso es amplio y variado, desde joyas, hasta botones, mangos de cuchillos, y mucho más.

6. Sacarina

En 1879, el químico ruso Constantin Fahlberg estuvo trabajando con Ira Remsen en la Universidad Johns Hopkins, investigando la oxidación de o-toluenosulfonamida. Estaba cenando en su casa después de un día de laboratorio, se dio cuenta que su comida estaba inusualmente dulce, así que rastreó la fuente del dulzor y descubrió que era el óxido o-toluenosulfonamida de sus manos y eventualmente la patentó como sacarina.

5. Plastilina

La sustancia pastosa ahora conocida como Play-Doh (plastilina), se utilizó una vez para limpiar el papel tapiz de las paredes cerca de los hornos de carbón. En 1933, Cleo Mc Vicker creó la plastilina y fue ampliamente vendida en los supermercados. El uso de carbón se redujo en los hogares, pero siguió usándose como limpiador de papel tapiz.

Mc Vicker vio a su hijo jugando con el material, y de ello se inspiró para venderlo como un juguete para niños.

4. Horno microondas

En 1946, el ingeniero e inventor Percy Spencer estuvo en uno de sus laboratorios de la Empresa Raytheon, estaba de pie delante de un dispositivo llamado magnetrón (tubo de energía que acciona un radar), notó que se derritió una barra de chocolate en su bolsillo, luego usó algunos granos de maíz para ver cómo los afectaría el magnetrón, y descubrió que los explotaba. Hizo el primer horno de microondas, con un peso de 750 libras y de 1,5 metros de altura que fue utilizado en restaurantes y otros locales donde necesitan cocinar rápidamente grandes cantidades de alimentos. Los cocineros pronto observaron su rapidez pero no fueron perfeccionados ni comercializados para uso masivo hasta décadas después.

3. Púrpura (tinte)

El químico William Perkin, con sólo 18 años en ese momento, estuvo tratando de sintetizar la quinina, un remedio para la malaria. Durante sus experimentos, creó una mezcla de púrpura turbia desde el cual destiló un líquido de color púrpura hermoso. El líquido se aferró a la tela, formándose un tinte perfecto.

El bacteriólogo alemán Paul Ehrlich mostró que los colorantes reaccionan con los glóbulos sanguíneos de los tejidos corporales y pueden tener efectos terapéuticos. Utilizó el azul de metileno para matar al parásito de la malaria.

2. Notas adhesivas

Spencer Silver creó una goma de pegar en el año 1968, pero era un poco débil para aferrarse con fuerza, pero era reusable, pues continuaba pegándose igual cuando se la llevaba de una superficie a otra. Su colega de 3M, Arthur Fry, era cantante de coro y necesitaba un marcador para su libro de himnos que se adhiriera a las páginas sin dañarlas. Juntos, Silver y Fry pegaron la primera nota. Se dieron cuenta que el marcador pegajoso podría tener otros usos. Tomó tiempo para que el invento lograra el interés de los consumidores, pero como sabemos ahora, fue finalmente un éxito.

1. Popsicle (paleta de helado)

En 1905, Frank Epperson, un niño de 11 años de edad, dejó fuera de su casa en San Francisco, una bebida en una copa con un palito de revolver dentro, en una noche especialmente fría, a los 28 años, repitió el invento para servirlo en el baile de un bombero. Fue todo un logro, y más tarde lo sirvió con éxito en el parque de atracciones de la playa Neptuno. En 1923, lo patentó y lo llamó el Eppsicle pero a sus hijos les gustó más el nombre de Popsicle.

FUENTE:

http://www.lagranepoca.com/30609-11-descubrimientos-accidentales

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s